Los feedlot engordan. El encierre de terneros alcanza niveles récord, aunque los números comiencen a ser negativos

En los últimos tres meses el engorde de ganado vacuno en los feddlot obtuvo resultados positivos, y ese fue uno de los factores que impulsó el encierre de hacienda. Los corrales se fueron llenado gracias a que la relación de compra venta de hacienda era favorable al engorde, es decir que el kilo de ternero de cría que compraban era más barato que el kilo del ternero que mandaban a la faena.

Los feedlot engordan. El encierre de terneros alcanza niveles récord, aunque los números comiencen a ser negativos

Además el kilo de maíz estuvo barato en función del precio de la hacienda. En los meses pasados nunca se compraron menos de 11 kilos del cereal con 1 kilo de carne. En la actualidad, con un maíz de 150.000 pesos y un novillito en 2.200 pesos. se compran 14.,5 kilos, lo que favorece al engorde.

Por eso el encierre en los corrales llegó a un pico histórico, que repitió el máximo que hubo en la seca del año pasado. Ese volumen es de 2,04 millones de animales encerrados, cerca del 4% del stock nacional de bovinos.

Todo ese volumen de hacienda saldrá en estos meses garantizando buena cantidad de novillitos y vaquillonas para atender al consumo de los grandes centros urbanos.

En el arranque del segundo semestre la zafra de terneros entró en su tramo final y, por lo tanto, con menos oferta de esa categoría, la cuestión está cambiando y los números empiezan a dar negativos otra vez.

Los datos de la Cámara Argentina de Feedlot indican un incremento del encierre a 71,5% de la capacidad instalada de las empresas del sector, lo que indica una incremento de 2 puntos porcentuales respecto del mes previo. Ese volumen encerrado, a su vez, empata los niveles de ocupación del año pasado, en línea con lo que informó el Senasa respecto de la cantidad récord encerrada este año.

Lo que cambió en el negocio es el resultado económico. El informe de la Cámara de Feedlot dice que ahora se pierden 6.000 pesos por animal y que si se le carga el pago de impuestos y el costo financiero se pierden 61.000 pesos por cabeza.

Esto es consecuencia de que el ternero de invernada se comenzó a vender entre 2.300 y 2.500 pesos y la tercena entre 2.100 y 2.200, contra un valor del kilo de ganado que va a la faena en 2.200 pesos en el mejor de los casos.

Ese diferencial negativo es el que comenzó a generar pérdidas en el sector que enfrenta un segundo semestre complicado por la reducción en la oferta de hacienda y de maíz, ya que el efecto de la chicharrita comenzará a sentirse con más fuerza en el mercado.

Fuente: Bichos de Campo 

Volver

Otras Novedades

13/07/2024

Recaudación récord el agro le aportó al Tesoro un 160% más por retenciones

13/07/2024

Dato sorpresa en lo que va del año la carne subió casi tres veces menos que la inflación general

13/07/2024

Se viene un conflicto por el precio de la leche entre las industrias y los tamberos

13/07/2024

Se paralizó el mercado argentino de fertilizantes por un anuncio fantasma sobre reducción de impuestos

13/07/2024

El gobierno nacional destinará $1.300 millones para asistir a las provincias patagónicas

13/07/2024

El frío y la sequía complicaron a los trigos

12/07/2024

En los últimos 45 días la cosecha argentina se desvalorizó en más de US$700 millones

12/07/2024

Ganancias y reforma laboral los gremios aceiteros amenazan con reanudar medidas de fuerza que afectarían la agroexportación

12/07/2024

Detectaron 700 silos sin declarar en campos de la zona núcleo

12/07/2024

Sorpresa. La Argentina se encamina a tener el segundo invierno más frío de los últimos 60 años